6 señales clara de que tu pareja acaba de tener sexo y no fue contigo

A pesar de que existen diversos estudios que afirman que la infidelidad física y la emocional duelen de igual forma, muchas mujeres aseguran que no hay nada peor que saber que su pareja está teniendo relaciones con otra mujer.

Es por ello que nos dimos a la tarea de encontrar las señales claras que en definitiva te anuncian que tu pareja acaba de tener sexo y no fue contigo.

1. EVITA TENER CONTACTO FÍSICO CONTIGO
Una de las bases de toda relación es el contacto físico. Por eso, si tu pareja ha dejado de acariciarte, seducirte y buscar oportunidades para tener contacto físico contigo es porque algo está pasando. A menudo, cuando son infieles, la culpa o la satisfacción que les produce estar con alguien más les hacen adoptar esta conducta.

¿Qué más podría explicarlo? En otros casos, esta dinámica cambia porque algo ha roto la confianza y el vínculo se ha entorpecido. A veces no hay suficiente comunicación verbal como para manifestar una inconformidad y, entonces, se exponen con estos comportamientos.

2. SU OLOR CORPORAL ES DISTINTO
Si llevas mucho tiempo con tu pareja podrás confirmar que le identificas un olor en particular. Te acostumbras tanto a su compañía que puedes saber si su aroma de champú es distinto o si ha utilizado un perfume nuevo. Por eso, cuando el olor cambia de manera sospechosa, lo normal es pensar que ha estado con otra persona.

Cuando la infidelidad es más evidente le puedes identificar el olor del perfume de otra persona. De hecho, si fue algo reciente, también puede tener ese aroma delator a “sexo” que todos sabemos reconocer.

3. TIENE DEMASIADO SUEÑO SIN EXPLICACIÓN
Una señal un poco confusa que dice que tu pareja ha tenido sexo con alguien más es la sensación de sueño. Decimos confusa porque a veces puede ser producto de su rutina de trabajo o del insomnio. ¿No es así?

Entonces debes saber que después de tener sexo, el organismo libera una serie de neurotransmisores que producen un estado de somnolencia y cansancio casi tan placentero como el acto sexual. Si de repente él empieza a tener este síntoma, quizá acaba de disfrutar un orgasmo con su amante.

4. NO SOSTIENE LA ERECCIÓN
Mientras que algunos hombres son capaces de corresponder en la cama a su pareja y su amante, otros empiezan a tener problemas de erección. Si tu chico se encuentra cansado cada que intentas seducirlo, o bien, se lanza a la acción y no lo consigue, algo pasa.

En ocasiones los problemas de disfunción eréctil son el producto del estrés causado por el exceso de trabajo. Pero si este no es un motivo, quizá esté dejando su energía en otra cama.

5. TOMA DUCHAS IRREGULARES
Cuando convives durante mucho tiempo con alguien puedes, inclusive, reconocer sus rutinas de aseo personal. Debido a esto, te puede parecer muy extraño que, de repente, tome una ducha al medio día o busque “relajarse” en el baño siempre que llega del trabajo.

Cuando tu pareja ha tenido sexo con otra mujer suele sentir esa necesidad “imperiosa” de borrar cualquier signo delator. Por eso, aunque no acostumbre a tomar duchas, buscará hacerlo las veces que sea necesario.

6. SE NIEGA A HABLAR DEL TEMA O SE ENOJA
¿Cómo se comporta tu pareja cuándo decides exponerle tus sospechas? Quizá esta sea la señal más evidente. “El que nada debe, nada teme”… aquí aplica perfectamente este dicho. Si tu pareja ha tenido sexo con otra, evadirá el tema, buscará excusas para sus ausencias o, en su defecto, se enojará “por tu desconfianza”.

Cualquiera de estas conductas puede ser sinónimo de la infidelidad. Si no hay nada que ocultar, él se tomará el tiempo para escucharte y resolver esas dudas que tienes. Además, tratará de comprobarte de todas las formas posibles que lo que dice es cierto.

Soy Carmín