DE PELÍCULA: Hombre se disfraza de enfermero y le inyecta veneno a un paciente dentro de un hospital

Imagen referencial

Parece una escena sacada de una película de acción. Un hombre se salvó luego de que un falso enfermero le inyectara veneno.

El hecho ocurrió en el  Hospital Luis Razetti de Barcelona, Venezuela.

Henry Lugo, de 29 años, ingresó hace cuatro días al hospital,  se recuperaba de un ataque a balazos, en el que recibió cuatro tiros, dos de ellos en la cabeza, uno en el abdomen y otro en el brazo derecho.

Aunque sobrevivió a las balas, no se imaginó que la muerte lo iría a buscar en el mismo centro asistencial.

EL ENFERMERO

La horas de la noche transcurrían con total normalidad en el Hospital Luis Razetti. Aparentemente no había nada fuera de lo normal de un intenso día de guardia en el piso 7.

Sin embargo, todo cambió para el enfermero que estaba de turno ese día.

Un hombre vestido con uniforme de enfermería, burló la seguridad del hospital y entró con un revólver con el que sometió al enfermero de guardia.  Lo obligó a arrodillarse en el piso y, una vez allí, lo amordazó y maniató.

Como si nada, tomó el carrito donde trasladan las dosis de medicamentos de los pacientes y entró a la última habitación, allí se encontraba Lugo, quien estaba dormido.

Cuentan los compañeros de habitación de Lugo, que el falso enfermero llegó y le aplicó el mortal líquido en la vía a través de la cual recibía los medicamentos, tomó dos teléfonos celulares que éste tenía al lado y luego se fue.

Los que compartían el cuarto no sospecharon del supuesto enfermero, ya que el personal de salud se rota en las jornadas de trabajo.

No fue sino hasta que los familiares de unos pacientes entraron al área de enfermería a realizar una solicitud y  descubrieron al enfermero de turno amarrado y amordazado en el lugar.

Se había tratado de un ajuste de cuentas.

Galenos del centro asistencial desconocen la sustancia que inyectaron al paciente; presumen que los daños causados en el brazo donde tiene la herida de bala, y donde casualmente tenía la vía  impidieron la libre circulación del líquido desconocido, por lo no causó ningún daño.

Ante este hecho, personal del centro de salud y pacientes reclaman mayor vigilancia.

Noticia al Día/Agencias