Así son los misiles Tomahawk que se usaron en el ataque contra Siria

Los Tomahawks son misiles de crucero de rango intermedio, lo que significa que tienen un alcance de unos 1.250 a 1.500 kilómetros.

Son disparados desde el mar y viajan a altura relativamente baja guiados por un avanzado sistema de navegación, lo que significa que EE.UU. podrían apuntar a la base aérea de Siria desde lejos.

“Lo importante de los Tomahawks es que no necesariamente van del punto A al punto B en línea recta, sino que tomarán una especie de ruta de circunnavegación para que no puedan ser derribados”, dijo el mayor retirado del Ejército de EE.UU. James ‘Spider’ Marks.

Los misiles fueron utilizados por primera vez por Estados Unidos en la Operación Tormenta del Desierto y han estado en funcionamiento desde entonces. El Reino Unido también ha comprado Tomahawks de los Estados Unidos.

El Tomahawk puede equiparse con una ojiva convencional de 1.000 libras, dice la Marina.

Aunque los Tomahawks tienen la capacidad de llevar una carga nuclear, los políticos han eliminado el papel nuclear de los misiles, según el Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales del Proyecto de Defensa de Misiles.

Aunque este tipo de misiles han estado en servicio durante años, las versiones más recientes han sido equipadas con mejores sistemas de comunicación, entre otras cosas.

Cada unidad costó alrededor de 569.000 dólares de 1999, de acuerdo con la Marina de los EE.UU., equivalente a alrededor de 832.000 dólares de hoy día.

Longitud: 5,56 metros sin propulsor, 6,25 m con propulsor

Rango: 1.250-2.500 kilómetros

Velocidad: 880 kilómetros por hora

Misión: lanzamiento desde el mar, vuela cerca del suelo para evitar radares

Usado por primera vez en 1991 durante la operación Tormenta del Desierto

Carga una ojiva convencional de explosivos de 450 kilogramos

 

CNN