Apertura del puente fronterizo sobre Panamá y Costa Rica está prevista para el próximo año

El puente binacional sobre el río Sixaola contempla un carril por sentido, además de ciclovías y aceras peatonales.

Rampas de acceso para peatones y ciclistas, sistemas de iluminación, drenaje y señalización son algunas de las facilidades que contempla el puente binacional sobre el río Sixaola, que une a este país con la vecina Costa Rica.

La obra, cuya apertura está prevista para el primer semestre de 2019, corre a cargo de la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos y de un consorcio binacional, con un presupuesto de 17,5 millones de dólares, provenientes del Fondo de Infraestructura de Mesoamérica del gobierno mexicano y contrapartidas de ambos países.

Previo a la ejecución de este paso fronterizo se avanza en el desmantelamiento del puente ferroviario (70 por ciento) y la construcción de uno provisional (30 por ciento) sobre el que se ubicarán los equipos pesados y el personal a cargo del desarrollo de la obra.

Para ello se aprobó, recientemente, un procedimiento con vistas a normar el movimiento operativo en la zona y facilitar el adecuado funcionamiento de los servicios de migración, aduanas y oficinas fitosanitarias, en proceso de reubicación.

También trascendió que el procedimiento define la aplicación de normas laborales y migratorias, de traslado y uso de herramientas, equipos, maquinarias y materiales entre ambos países.

Tales ajustes fueron posibles durante un encuentro realizado la semana pasada en el marco de la reunión de la Unidad Técnica Ejecutora Binacional, en el que participaron los viceministros de Obras Públicas de Costa Rica y Panamá, Giselle Alfaro y Erich Velásquez, respectivamente, además de representantes de las distintivas instituciones involucradas en la obra.

Según Velásquez, la complejidad del proyecto demandó una estrecha coordinación, en un proceso que involucra a más de 20 instancias, las cuales ‘tendrán claro su rol y la necesidad de colaborar para que la obra pueda desarrollarse en los plazos establecidos’.

El puente binacional sobre el río Sixaola, con una extensión de 260 metros de largo, contempla un carril por sentido, además de ciclovías y aceras peatonales que beneficiará a unos 20 mil habitantes.

Prensa Latina